14 dic. 2010

La carta que nunca fui capaz de escribirte.

Sé que te he escrito miles de cartas de despedida, pero sabes tan bien como yo, que simplemente eran hasta luego, que solo era un puñado de palabras bonitas que debías recordar hasta que volvieras a mi lado y pudiera volver a susurrártelas al oído.
Quizás por eso esta vez nunca te llegó nada, quizás por qué odio las despedidas, quizás por qué no puedo contarle a una carta todo lo que te diría con solo un beso.

Me he enterado de que finalmente te fuiste de esta ciudad para luchar por tus sueños. Siempre supe que esos sueños te alejarían de mí, y nunca serías capaz de renunciar a ellos por mí (y yo tampoco me lo perdonaría).

Te conozco demasiado, y sé que seguramente no serás capaz ni de leer estas palabras, y aún menos de contestarme. Que eres muy feliz siendo "otro" y que en ese otro no hay hueco para mí.
Quiero decirte que no te odio, o eso creo, que desde el primer momento supe donde me metía, que desde el primer momento sabía que esto no iba a acabar bien, que en nuestro camino no había sitio para "para siempres". También supe que nunca llegaría a ser ni la mitad de importante que tú fuiste para mí, pero es que con cinco segundos de tu tiempo, tenía suficiente. Quizás fue ese mi error, o quizás no.

Te escribo a escondidas, como siempre, nadie me permite acordarme de ti, ¿vaya estupidez no? Se piensan que por que haya quitado nuestras fotografías, por qué haya guardado en esta caja de zapatos cada uno de tus recuerdos, y apenas pueda recordar como sonaba tu voz, no voy acordarme de ti. Como si esas cosas se pudieran controlar. Ellos no saben nada. Ellos no saben que has sido la casualidad de mi vida, y que hay cosas que el tiempo no borra. Aún que esto tampoco debes saberlo tú (sino no entiendo por qué te has marchado).

Hay tantas cosas que quiero contarte. Solo necesitaría un día de tu vida, uno. Pero sé que (prefieres) pensar que no me lo merezco, y que no me lo darás. Así que tengo que conformarme con que durante estos minutos, pienses en mí, pienses en ese nosotros que se me escurre entre los dedos.

Podría pasarme horas escribiendo lo mucho que te echo de menos, lo mucho que echo de menos recorrer la constelación de tu espalda o que me sorprendas como tú solo sabes. Pero en vez de eso, solo puedo hacerme preguntas y más preguntas, de las que no tengo respuesta… quizás tu si que la tengas.
¿Cómo has podido olvidar todos nuestros momentos de amor, nuestras risas, nuestros besos,…? Todo lo que nos hemos prometido, todo lo que nos hemos confesado. Todo lo que hemos soñado…

Pero sé que no me responderás (y en el fondo prefiero que no lo hagas). Solo espero que seas feliz, que todos esos sueños que te alejaron de mí se hagan realidad, y que, algún día puedas comprender lo mucho que te quise, y te des cuentas del error que cometiste (o quizás no). 

Pd: Mientras tanto, seguiré viviendo de cada uno de tus recuerdos guardados en esta vieja caja de zapatos, junto a todas tus promesas olvidadas, por si un día decides cumplirlas. (Y no olvides, que te quiero)

Julia.

29 comentarios:

  1. Es tan crudo como hermoso, y por eso auténtico. Te leo y pienso si alguien me escribiera una carta similar... Creo que todas las personas a veces compartimos cosas que decirnos... Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. lo mejor del relato, para mí:
    "no te odio o eso creo"
    perfecto, dá lugar al inconsciente y a la psique del personaje.
    Bss

    ResponderEliminar
  3. Qué razón cuando dices que aunque quites todas las fotos, o todos los recuerdos físicos, vas a acordarte igual de él.

    Recordar a escondidas es un asco.

    ResponderEliminar
  4. Es hermonos... pero, no sé, te deja un gustillo amargo...

    ResponderEliminar
  5. ojala que estas palabras desordenen su conciencia..

    ResponderEliminar
  6. yo también he escrito un par de esas cartas. Pero con una incluso la mandé y a pesar de imaginar que le debió haber hecho ilusión, no recibí ni un sincero gracias o una sola palabra como explicación al porque se fue sin más. En fin, supongo que siempre habrá palabras de esas que nunca pude decirle ;)

    ResponderEliminar
  7. creo que los sueños nunca tienen xk alejarte de la persona q quieres si la quieres de verdad, seguro q él no merecía a Julia.

    saludos chicagris

    ResponderEliminar
  8. Precioso, como siempre.

    (Sugus de fresa (y un abrazo gris) para ti)

    ResponderEliminar
  9. Vivir de recuerdos... Qué arriesgado e inevitable.
    Me gustas, chicagris :)

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  11. Una carta realmente triste...

    PD: Me encanta como escribes :)

    ResponderEliminar
  12. Pf, una perfecta entrada de pies a cabeza!

    Me ha encantado cada palabra :)
    Te sigo por aquí también :) Gracias por tus palabras en mi otro blog!

    ResponderEliminar
  13. increíble con mayúsculas!!
    me ha encantado!

    ResponderEliminar
  14. como cuesta desprenderse...
    pero llega un día en que ves que eso no tiene sentido ya... y vuelves a ver de otra forma.

    ResponderEliminar
  15. Estoy segura de que él no ha olvidado todos esos momentos, igual que tú no lo has hecho. Hay cosas que son imposibles de borrar...
    Un besazo!!

    ResponderEliminar
  16. No tengo una, tengo un millón, me producen escalofríos todas tus entradas chica gris.

    ResponderEliminar
  17. Cartas escritas para no enviarlas!! me encantaan! muy bonitooo si señooor!

    Gracias por pasarte, es siempre un placer ;)

    ResponderEliminar
  18. Las despedidas siempre son tristes... pero esta carta me ha dejado sin palabras.
    "Que eres muy feliz siendo "otro" y que en ese otro no hay hueco para mí." PFF!

    Un beso enorme chica gris

    ResponderEliminar
  19. El problema no es que nadie perita que nos acordemos del otro... el problema es que nosotras no nos lo permitimos, será por eso que escribimos a escondidas, sera por eso que nunca entregamos las cartas?

    Un beso, con gotitas de agua!

    Hermoso espacio, me he encontrado aqui...

    ResponderEliminar
  20. creo que me acabo de romper al leer esto
    (pero me encanta)

    ResponderEliminar
  21. No sabes la ilusión que me ha hecho leer tu comentario, en serio. Es como un elogio para mí viniendo de ti.
    Y qué pena no "conocernos" antes, ya ves que sobró una entrada para Supernanas al final.. estábamos como locas buscando y llamando a gente de Bcn para no desaprovecharla... Yo ya sabía que iba Lol jaja pero igualmente iba a ir si no estaban. Y sí Love of lesbian es alucinante, a la gente o le fastidia este boom lesbiano o le asquea esa "música friki" que le dicen, pero qué pena que no aprecien más allá de una canción reshulona, en fin.. mejor para mí, menos luchas para estar en primera fila jaja!
    Ya nos iremso leyendo y eso pero aprovecho para preguntarte si tienes programado algún cocnierto al que asistir ya de entrada jaja! Yo soy muy grupie, no te asustes.. voy a todos los de por aquí y a los que mi economía me permite de afuera.. así que espero que coincidamos en alguno!

    besos

    ResponderEliminar
  22. me he sentido tan identificada... tanto... que triste suena y que real.
    :)

    ResponderEliminar
  23. Si alguien mes escribiera a mi algo tan bonito, creo que volvería de donde fuese que había ido a parar después de marcharme, solo para darle ese día de mi vida.
    muá :)

    ResponderEliminar
  24. Qué bonita! Es tan dificil vivir de recuerdos, pero estos recuerdos son los que te hacen a veces sentirte un poco más viva. y que aunque borres todo recuerdo físico de él, el único recuerdo que no podrás borrar es el que permanecerá siempre en tu corazón. Como siempre, un placer pasarme por tu blog! unbesitoo! :)

    ResponderEliminar
  25. Que carta tan buena y llena de sentimiento, y que lástima por las situaciones que te han llevado a escribir todas y cada una de esas palabras.
    Salvo en 4 frases contadas, podrías estar describiendo parte de mi vida, y de muchas de las personas que te siguen. Eso te hace grande, chica gris.

    Aunque no recibas contestación, aunque su magia ya no te haga efecto... hay que seguir, vale? ;)

    un beso gris!

    ResponderEliminar
  26. Ahora que está escrita... mándala. Yo lo hice y no me arrepentí.

    ResponderEliminar
  27. Es una carta preciosa, una carta de despedida, una carta de hasta luego, una carta de no me olvides, una carta de quédate a mi lado, una carta de no me dejes, una carta de te quieros, una carta, tu carta, y es de amor... eres tú...
    No nos despedimos para que no se vayan y por mucho que intentemos despedirnos en realidad lo que intentamos es que se queden...
    no dejes de escribir ni de creer en el amor
    sonrie!

    ResponderEliminar

¿Tiene alguna sonrisa para mí?