14 nov. 2010

Palabras caducadas

Después de cuatro mil trescientos noventa y siete días, nuestra historia se acabó, para mí claro, para ti hace siglos. Durante estos días me he perdido, me he encontrado, y me he vuelto a perder. Me he subido a trenes hacía ningún lugar, y me he tirado desde aviones sin paracaídas. Y llegué a ese punto, en el que todo y nada importa, perdida en esa ciudad que a veces está tan triste como yo, sin un rumbo fijo. Ese punto en el que acepto. Acepto que no estás, acepto el dolor, acepto no ser el punto cardinal de tu vida, acepte verdades incómodas, acepto que todas esas palabras ya habían caducado. Fue raro, muy raro, vivir sin sobresaltos, vivir sin miedo, vivir sin preguntarme si mañana estarías, vivir sin bipolaridad. Hasta que llegó el día, el día en que descubrí que ya no te necesitaba, que descubrí que no te echaba de menos a ti, si no que echaba de menos que no llegaras a ser lo que necesitaba que fueras. 

(Pero no me hagas mucho caso, debe ser que es domingo).

38 comentarios:

  1. Uffffff... me has dado en donde más duele, mujer; me has dado

    ResponderEliminar
  2. y me he tirado desde aviones sin paracaidas...Puf...siempre escribes cosas que consigues emocionarme!

    ResponderEliminar
  3. Wow, cuanta emocion! Me llamo Alexandra y me dicen Alex. Acabo de abrir blog, si te quieres pasar es: www.secasiperfecta.blogspot.com
    Besos...
    Alex

    ResponderEliminar
  4. Alucinante, me encanta, se me nubla la vista! un besazo bonita!

    ResponderEliminar
  5. Me encanta el texto. Me encanta el título.

    ResponderEliminar
  6. Mortal las últimas frases... Creo que lo que más duele es eso, descubrir que la persona en la que creías no es lo que necesitabas que fuera...
    un beso (:

    ResponderEliminar
  7. Será que es domingo...Es verdad que hacía tiempo que no dejabas una huellita en mi rincón, se echaban de menos tus palabras. Yo también he tenido unos últimos días sin tiempo para este mundo, pero es imposible no irse pasando, es una droga, como tus palabras. Besitos enormes chica gris, ten un buen domingo

    ResponderEliminar
  8. Precioso el texto, como siempre (lo más habitual en ti es hacer que nos emocionemos).

    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. Precioso.. pero triste, muy triste.
    Seguro que encuentras algo alegre en esa ciudad gris.

    ResponderEliminar
  10. Y cuando te leo, echo jodidamente de menos sentir algo, aunque sea indiferencia, para poder plasmar algo ahí .

    (gracias por tu comentario, te contesté allí) :)

    ResponderEliminar
  11. Sin duda, duele mucho más la decepción de no ser lo que esperabas que fuera o que te diera lo que necesitabas.

    Es precioso, chica. Pero mucho, de verdad.

    Me has emocionado.

    ResponderEliminar
  12. me encanto el texto...
    y tb me gustan los domingos astromanticos

    ResponderEliminar
  13. Me ideeeentifiqueeee TODA TODA TODA! Te seguí, ya!

    ResponderEliminar
  14. Me siento totalmente identificada con tus palabras... Afortunadamente ahora sé que no dependo de nadie para ser feliz, solamente de mi misma. Aunque me ha costado mucho tiempo entenderlo.
    Besazos!

    ResponderEliminar
  15. Me encanta tu blog, es genialisimooo!!
    Me siento identificada con TODAS las entradas.
    Un besaso

    ResponderEliminar
  16. los domingos siempre son tristes, al menos los de la chica que ve peliculas sola en el sofa (yo)... algun dia dejaremos de tener los pies frios en domingo
    :)

    ResponderEliminar
  17. Los domingos tendrían que ser ilegales, sí.

    ResponderEliminar
  18. Me gusta, muchas veces las expectativas puestas en los demás son las que nos matan lentamente por dentro...

    Tremendo texto, me encantó!
    Una sonrisa!

    ResponderEliminar
  19. Me encanta la entrada! Me siento muy identificada con tus palabras! TE SIGOO!(:
    si quieres, pásate! http://elinfinitoentremisdedos.blogspot.com/ unbesitooo!

    ResponderEliminar
  20. Chica gris.. para variar usted me deja sin una misera palabra. Es impresionante como escribe, todo lo que nos hace sentir solo con leer esas palabras.
    Siga así por favor.

    ResponderEliminar
  21. Pues tengo mucha sonrisas, para que tú dia no sea tan gris...

    ResponderEliminar
  22. menuda limpieza estás haciendo! Te mando muchos ánimos!! Ya verás que dentro de poco entrará más y más luz y te sucederan cosas que ni imaginas ahora mismo :)
    muaaak

    ResponderEliminar
  23. Los domingos siempre van a ser esclavos de nostalgia...
    precioso texto :)

    ResponderEliminar
  24. Querida amiga
    los domingos son muy especiales.
    Nos seguimos leyendo-.

    besitos

    ResponderEliminar
  25. Como siempre estupendo. Por aquí ando echando un vistazo por tus cosillas. Pasa un buen fin de semana.

    Saludos y un abrazo.

    ResponderEliminar
  26. si tal ves es por que es domingo, ¿quién sabe?

    ResponderEliminar
  27. me encanta como escribes :)
    un abraaazo

    ResponderEliminar
  28. cómo disparar justo hacia el punto exacto
    y en el momento adecuado

    (hola)
    :)

    ResponderEliminar
  29. Es, simplemente, un texto increíble, un remolino de sensaciones intensas, duras, pero hacia el horizonte nuevo siempre. Besos!

    ResponderEliminar
  30. La verdad es que los domingos se piensa mucho más..
    Está muy bien que te hayas dado cuenta de que no le necesitas ya.. Y nunca :)

    ResponderEliminar
  31. Es increible, simplemente eso, increible.
    Me encantas chica gris!

    ResponderEliminar
  32. pues yo te descubrí un domingo, así que tan malos no pueden ser jeje

    te sigo!!

    bss!

    ResponderEliminar
  33. da igual el dia que sea..
    lo importante es el hecho de que le dedicas tus palabras..

    ResponderEliminar
  34. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

¿Tiene alguna sonrisa para mí?